Empresarios del transporte público tendrán 18 meses para renovar unidades

Cortesía Asamblea Legislativa

Las disposiciones transitorias avaladas por la Asamblea Legislativa buscan garantizar que la población reciba un servicio seguro y de calidad. Además, otorgarán beneficios a los dueños de las unidades para que renueven sus permisos y concesiones.

El decreto otorga un plazo de 18 meses para que los propietarios de las unidades de transporte colectivo sustituyan los automotores que sobrepasen los 20 años de antigüedad.

Con el propósito de unificar esfuerzos para crear medidas que beneficien a los usuarios del transporte colectivo y a los empresarios de este rubro, los diputados avalaron, con 64 votos, disposiciones transitorias para que  el Viceministerio de Transporte  implemente acciones en cuanto a la calificación de urgencia nacional la prestación del servicio de transporte; la gestión para adquisición de vehículos; la prestación directa del servicio y la asignación de permisos provisionales para la prestación del servicio en aquellas rutas que se requiera.

El decreto otorga un plazo de 18 meses para que los propietarios de las unidades de transporte colectivo sustituyan los automotores que sobrepasen los 20 años de antigüedad. El mismo tiempo tendrán los empresarios para renovar en la Dirección General de Transporte Terrestre los contratos de concesión vencidos o que caducarán este año.

Además, se avala la refrenda de tarjeta de circulación o renovación del permiso de línea que no pudo realizarse entre 2019 y 2023. También se otorga el plazo de un año para cambiar el concesionario a toda persona jurídica que haya recibido la transferencia de uno o varios vehículos vinculados a una concesión o permiso de transporte público.

El Viceministerio de Transporte podrá adoptar medidas provisionales como calificar de urgencia nacional la prestación del Servicio de Transporte Público de Pasajeros, gestionar la adquisición de vehículos, la prestación directa del servicio y asignar permisos provisionales en rutas específicas.

Los parlamentarios aclararon que no se trata de extender la vida a las unidades viejas, el objetivo es darles un tiempo prudencial para que tengan o busquen los recursos para poder cambiar las unidades ya desfasadas. 

El diputado de Nuevas ideas Salvador Chacón explicó que la propuesta surge porque la operatividad de la prestación del servicio ha sido deteriorada de forma sistemática y progresiva por más de dos décadas.

“El objetivo de este decreto es dar una prórroga al sector empresarial de transporte para que pueda hacer las renovaciones de los permisos y concesiones. También se garantiza seguridad jurídica al empresario”, sostuvo Chacón. 

En la Comisión de Obras Públicas, durante el estudio y aprobación de las disposiciones transitorias, el Viceministro de Transporte, Nelson Reyes, expresó que, desde 2019, se han renovado unas 2,000 unidades de transporte público; el 21.7 % del parque total de autobuses y microbuses. De acuerdo al Registro Público de Vehículos Automotores, hasta mayo de 2023, hay registradas 9,979 unidades, entre autobuses y microbuses.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contact Us