Un niño inmigrante murió tras ser rescatado con su familia en el desierto de Arizona

Un niño inmigrante de 9 años murió en un hospital de Mesa, Arizona, tras complicaciones médicas sufridas cuando él y su familia fueron hallados por agentes de CBP

Los inmigrantes arriesgan sus vidas al cruzar la frontera entre el desierto de Altar en México y el desierto de Arizona en Estados Unidos.
Los inmigrantes arriesgan sus vidas al cruzar la frontera entre el desierto de Altar en México y el desierto de Arizona en Estados Unidos.

FOTO: PEDRO PARDO / AFP

Por: Maria Ortiz /Cortesía tomado de La Opinión

Un niño inmigrante de 9 años murió después de sufrir complicaciones médicas poco después de cruzar la frontera de México a Arizona, informó la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) en un comunicado.

Según el comunicado, una mujer inmigrante llamó al 911 alrededor de las 9:40 p.m. el 15 de junio, cuando se encontraba perdida con sus dos hijos menores en el desierto cerca a Tubac en Arizona, para informar que su hijo estaba teniendo convulsiones.

Con la ayuda de las coordenadas GPS, la Unidad Aérea de la Guardia Nacional localizó a la mujer y sus dos hijos poco después de las 10 p.m. en un terreno escabroso en el desierto.

Las autoridades migratorias no han identificado a la víctima ni dieron a conocer su nacionalidad.

La madre del menor dijo a las autoridades que su hijo “no tenía problemas médicos previos y creía que el calor contribuyó a sus complicaciones médicas durante la caminata”, según CBP.

Cerca de media hora después, bomberos de Tubac y agentes de la Patrulla Fronteriza hallaron a la familia en un lugar remoto donde no podía aterrizar un helicóptero y de difícil acceso para una ambulancia.

El niño tuvo que ser cargado por los socorristas que iban a pie, antes de poder ser transportado al Centro Médico del Noroeste en Sahuarita.

Debido a su condición fue remitido el 16 de junio a un hospital en Mesa , donde fue diagnosticado con una “falla multiorgánica y fue colocado en soporte vital”.

Ese mismo día, la Patrulla Fronteriza informó al hospital que liberaba de su custodia al menor, su madre y su otro hermano. El 17 de junio el pequeño falleció tras sucumbir a sus complicaciones médicas.

La madre migrante dijo a agentes de la Oficina de Responsabilidad Profesional de CBP que ella y sus hijos cruzaron a Estados Unidos con otro migrante desconocido en la madrugada del 15 de junio.

CBP dice que el caso sigue bajo investigación, pero no se dieron a conocer otros detalles.

CBP ha lanzado una campaña para advertir a los migrantes sobre las elevadas temperaturas en el desierto en el verano, que fácilmente superan los 100 grados F (37 grados C).

La muerte del menor ocurre después del deceso de la niña panameña Anadith Danay Reyes Álvarez, de 8 años y quien sufría de una anemia y un padecimiento cardiaco.

La pequeña murió el 17 de mayo bajo custodia de CBP en la instalación en Harlingen en Texas, destinada a retener a migrantes con enfermedades contagiosas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contact Us