El parlamento ruso aprobó en primera instancia la revocación del tratado que prohíbe los ensayos nucleares: “Es un mensaje para Estados Unidos”

El proyecto de ley debe ser votado en segunda y tercera lectura en los próximos días. El presidente de la Duma apuntó contra Washington

Tomado cortesía de Infobae

Un misil balístico intercontinental ruso Yars RS-24 es exhibido en la Plaza Roja durante un desfile (Kirill KUDRYAVTSEV / AFP/Archivo)

La Duma del Estado o Cámara de Diputados de Rusia aprobó este martes en primera lectura un proyecto de ley que revoca la ratificación del Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares (CTBT).

A favor de la iniciativa, presentada con el apoyo de 440 de los 450 legisladores que integran la Duma, votaron 412 diputados, lo que implica unanimidad entre todos los legisladores que estaban presentes en el hemiciclo.

El proyecto de ley, que aún debe ser votado en segunda y tercera lectura en los próximos días, fue aprobado sin debate.

“Es una medida sabia, totalmente correcta y oportuna”, dijo el diputado Leonid Slutski, presidente del Comité de Asuntos Internacionales de la Duma, al presentar el proyecto de ley sugerido por el presidente ruso, Vladimir Putin, el 5 de octubre.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, en Beijing, China, 17 de octubre de 2023. Sputnik/Grigory Sysoyev/Pool via REUTERSEl presidente de Rusia, Vladímir Putin, en Beijing, China, 17 de octubre de 2023. Sputnik/Grigory Sysoyev/Pool via REUTERS

Es una decisión, agregó Slutski, “en aras de la paz y la seguridad en el planeta”.

Antes de la votación, el presidente de Duma, Viacheslav Volodin, dijo que Estados Unidos pidió a los diputados de la Duma que no aprobaran la revocación de la ratificación del tratado CTBT.

“No lo han ratificado en 23 años y ahora se acuerdan de nosotros”, afirmó, y subrayó que la decisión de hoy de la Duma será un “mensaje” para los estadounidenses.

Agregó que la decisión se adopta exclusivamente en aras de los intereses de los ciudadanos de Rusia y de todo el mundo que “quiera que éste se base en la estabilidad, la seguridad y la justicia”.

“Hace tiempo que teníamos que haber revocado la ratificación”, sentenció.

Antes de la sesión parlamentaria, Volodin sostuvo en Telegram que Washington no ratificó el CTBT “debido a su doble rasero, a su actitud irresponsable hacia los asuntos de la seguridad global”.

Viacheslav Volodin, presidente de la Cámara Baja de la Duma Estatal de Rusia, asiste a una sesión plenaria en Moscú, Rusia, 10 de octubre de 2023. REUTERS/Duma Estatal Rusa/ArchivoViacheslav Volodin, presidente de la Cámara Baja de la Duma Estatal de Rusia, asiste a una sesión plenaria en Moscú, Rusia, 10 de octubre de 2023. REUTERS/Duma Estatal Rusa/Archivo

Según el legislador, la revocación de la ratificación del tratado es un paso que busca garantizar la seguridad de Rusia.

“Washington debe finalmente entender que su hegemonía no conduce a nada bueno. Se requiere un diálogo basado en los principios del respeto mutuo, sin dobles raseros y sin la intromisión en los asuntos internos de Estados soberanos”, recalcó Volodin.

Aseguró que la Federación Rusia “hará todo por defender a sus ciudadanos y por que se mantenga la paridad estratégica global”.

Al mismo tiempo, las autoridades rusas han recalcado que la revocación de la ratificación en el año 2000 del tratado, firmado por Rusia cuatro años antes, no significa que el Kremlin vaya a reanudar los ensayos nucleares, al menos de momento, pues “la moratoria permanece” en vigor.

“El presidente ruso lo ha formulado muy claramente: debemos preparar nuestros polígonos de pruebas para reanudar los ensayos. Sin embargo, en la práctica, las pruebas sólo podrán reanudarse después de que EE.UU. realice ensayos similares”, afirmó en el viceministro de Exteriores Serguéi Riabkov.

La Duma Estatal rusa aprobó la ruptura del tratado de prohibición de ensayos nucleares/Russian parliament/dpa/Archivo
La Duma Estatal rusa aprobó la ruptura del tratado de prohibición de ensayos nucleares/Russian parliament/dpa/Archivo

Las claves del tratado y el historial de los ensayos nucleares de la URSS

– El CTBT fue adoptado por la Asamblea General de la ONU el 10 de septiembre de 1996 y ha sido firmado por 185 países.

Con todo, nueve países nunca lo ratificaron, entre los que figura Estados Unidos, China, Irán e Israel, mientras India, Pakistán, Corea del Norte y Siria ni siquiera lo firmaron. Rusia lo firmó el 24 de septiembre de 1996 y lo ratificó el 30 de junio de 2000.

El CTBT prohíbe las pruebas nucleares con fines militares y pacíficos tanto terrestres, como subterráneos, aéreos, submarinos y en el cosmos. El tratado tiene un carácter indefinido.

– Entre 1949 y 1990 la Unión Soviética realizó un total de 715 ensayos nucleares con fines militares y 124 con fines pacíficos en cuatro polígonos en Semipalátinsk (actual Kazajistán); Nueva Zembla (Ártico); Kapustin Yar (cerca del Caspio) y Tótskoye (Urales).

La URSS realizó su primer ensayo nuclear el 29 de agosto de 1949. La prueba con el RDS-1 (primera bomba atómica rusa) fue realizada en el Polígono de Semipalátinsk.

RDS-1, primera bomba nuclear diseñada en la Unión Soviética, junto al diseñador jefe del programa soviético Yuli Khariton. Foto: TASS/ArchivoRDS-1, primera bomba nuclear diseñada en la Unión Soviética, junto al diseñador jefe del programa soviético Yuli Khariton. Foto: TASS/Archivo

Moscú se adelantó a Estados Unidos y efectuó el primer lanzamiento de prueba con un misil balístico equipado con una carga nuclear (R-5m) el 2 de febrero de 1956 en el cosmódromo de Kapustin Yar.

Coincidiendo con el XXII congreso del Partido Comunista de la Unión Soviética, Moscú efectuó el 30 de octubre de 1961 un ensayo con la bomba atómica más potente de la historia, conocida como la Bomba Zar.

El ensayo aéreo fue realizado con ayuda de un bombardero Tu-95 y la bomba fue lanzada en paracaídas sobre el Ártico. La explosión fue equivalente a 50 megatones.

El Kremlin firmó en agosto de 1963 el Tratado de Prohibición Parcial de Ensayos Nucleares. Este documento prohíbe las detonaciones nucleares en la atmósfera, bajo el agua y en el espacio exterior. Sólo se permiten ensayos bajo tierra.

El conocido como PTBT fue firmado por la URSS, EE.UU. y el Reino Unido, además de otros 123 países, pero no China, Francia o Corea del Norte.

La bomba Zar supuso la explosión más grande realizada por el hombre hasta la fecha (Archivo DEF)La bomba Zar supuso la explosión más grande realizada por el hombre hasta la fecha (Archivo DEF)

La URSS realizó su último ensayo nuclear el 24 de octubre de 1990 en el archipiélago ártico de Nueva Zembla. Fueron ocho cargas con una potencia de 70 kilotones.

– Rusia suspendió en agosto de 2022 las inspecciones de sus instalaciones nucleares por parte de Estados Unidos en el marco del tratado START III o Nuevo START, que limita el armamento estratégico y expira en 2026.

Putin anunció en febrero pasado la suspensión del cumplimiento por parte de su país del START III, último tratado de desarme nuclear aún vigente entre ambas superpotencias.

Además, advirtió de que si EE.UU. realiza ensayos nucleares con nuevo tipo de armamento estratégico, “Rusia efectuará también pruebas” de esa clase.

(Con información de EFE)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contact Us