Asamblea Legislativa quita fuero constitucional a diputado Érick García

Cortesía Asamblea Legislativa

El integrante de Nueva Ideas fue suspendido de su cargo y quedará a disposición de las autoridades para que enfrente un proceso penal por el delito de falsedad ideológica. Esta legislatura está marcando un precedente en el combate a la corrupción, al retirarle la inmunidad a legisladores, sin importar el partido al que pertenezcan, que son requeridos por las autoridades.

“La visión pobre, retorcida y nefasta de los políticos del pasado convirtió a este Órgano de Estado en el escenario principal, en el estadio más grande, para la corrupción… Aquí, la tradición era defender a los corruptos; bloquear y entorpecer cualquier intento de investigación. ¡Se acabó esa historia de justicia selectiva!”.

Con este mensaje contundente contra la corrupción, se pronunció el presidente del Órgano Legislativo, Ernesto Castro, en la sesión plenaria especial en la que se le retiró el fuero constitucional al legislador de Nuevas Ideas, Érick García, para que responda ante la justicia por el delito de falsedad ideológica.

Con 79 de 84 votos, los parlamentarios le quitaron la inmunidad a García, tras resolver que hay formación de causa. Él fue suspendido del ejercicio de sus funciones y deberá enfrentar un proceso penal como un ciudadano común.

Las diligencias contra el parlamentario se remitirán a la Cámara Primera de lo Penal, de la Primera Sección del Centro, como lo establece el inciso segundo del artículo 385 del Código Procesal Penal.

“Los que no hagan las cosas bien, como lo exige la población, van a responder por las acciones individuales que hayan cometido. Porque en este país, las leyes son iguales para todos”, sentenció el diputado presidente.

A diferencia de lo que no se hizo en las viejas legislaturas, la nueva Asamblea está marcando un precedente en el combate a la corrupción, al retirarle la inmunidad a parlamentarios —sin importar el partido al que pertenezcan— que son requeridos por las autoridades. Muestra de ello es que García es el tercer integrante de la bancada cyan que es desaforado para que enfrente a la justicia.

Érick García, diputado propietario de La Libertad, es señalado por la Fiscalía General de la República (FGR) de cometer el delito de falsedad ideológica. Según las investigaciones, él brindó información falsa ante un notario, en un documento público conocido como “mutuo”, para hacer un contrato de préstamo entre dos personas.

En la primera cláusula del documento, el diputado García expresaba que le daba $90 mil, en calidad de préstamo, a Luis Alonso Portillo Turcios, quien decía darse por satisfecho al recibir ese monto. Sin embargo, posteriormente, el parlamentario negó haber entregado el dinero y aseguró que jamás sucedió lo plasmado en el mutuo. El delito que se le atribuye es castigado con una pena de entre tres y seis años de prisión.

Luego de que el caso fuera expuesto en redes sociales por el entonces asesor de seguridad de la Presidencia de la República, Alejandro Muyshondt, el parlamentario García solicitó al Órgano Legislativo que se le retirara la inmunidad, aduciendo que así podría demostrar su inocencia ante las autoridades competentes.

Antes de someter a votación el dictamen favorable para la eliminación del fuero, el presidente Castro expresó que la Asamblea Legislativa es una institución clave que puede impulsar o detener las transformaciones de un pueblo.

Además, reprochó que la institución “que tiene funciones muy importantes” siempre estuviera, en las pasadas legislaturas, entre las peores evaluadas. Esto debido a la manera de proceder de los exdiputados, quienes nunca representaron a la población, solo velaban por sus cúpulas, por sus financistas y por sus intereses personales.

“Entre presidencias, alcaldes, la gente siempre vio en la Asamblea la peor concentración de corrupción, inoperancia, e incapacidad. Había diputados involucrados en todo tipo de ilícitos, en actos de corrupción, en actos inmorales. Hicieron del fuero una garantía para la impunidad. Se encubrían, se tenían la cola pateada, pero nosotros venimos a romper con eso”, aseguró el presidente de este órgano de Estado.

El legislador afirmó que como diputados de la nueva Asamblea Legislativa han dicho con toda claridad, y de manera pública, que quieren que se conozca la verdad y han exigido que se investigue el caso en el que se involucra a García. Añadió que si en las instancias correspondientes se determina que el legislador infringió la ley “seremos los primeros en celebrar que se pague por los delitos cometidos”.

“Muchos, cuando les hablan de hacer lo correcto, hacen cortocircuito porque no están acostumbrados. Todos los que tenemos la responsabilidad de estar dentro de la administración pública tenemos que estar claros en que no hay otro camino más que hacer las cosas bien”, mencionó el diputado Castro.

Diputado no hizo uso de defensa

Antes de que el pleno aprobara la eliminación del fuero, conforme a lo que establece el Reglamento Interior de la Asamblea Legislativa, el presidente Castro les concedió la palabra a los abogados de Érick García y a los diputados Giovanny Saldaña y Marcela Pineda, quienes fungieron como fiscales en el proceso de antejuicio.

Los delegados de García no hicieron uso de la defensa y, como ya había pasado en el proceso de antejuicio, recurrieron a la figura del allanamiento, tipificado en el artículo 131 del Código Procesal Civil y Mercantil.

“Esto significa que nos limitamos a no hacer uso de la defensa, ya que nuestro representado ha decidido someterse a la justicia para que sean las instancias pertinentes quienes determinen si existe delito o no”, argumentó el abogado Julio Orellana.

Al respecto, el legislador Saldaña explicó que aceptaron el allanamiento y no retomaron las etapas del proceso, como la presentación de pruebas, porque no había necesidad de ser probados, pues García había aceptado someterse a la justicia.

“Los hechos no necesitaban ser probados para el desafuero, ya que la defensa aceptaba que se diera”, dijo Saldaña y agregó: “Nuestro país está cansado de esta forma de hacer política, el pueblo no merece que se sigan cometiendo actos de corrupción, tal como hacían esos partidos decadentes”.

En el mismo sentido intervino Pineda, quien manifestó que un servidor público solo tiene dos caminos: adaptarse al sistema o cambiarlo.

“No toleraremos ningún acto de corrupción y no permitiremos que los delitos queden en la impunidad. No somos iguales a ARENA y FMLN. No encubriremos a ningún corrupto. Desde esta Asamblea, estaremos vigilantes para que los funcionarios respeten al pueblo, porque quien permite la injusticia se vuelve cómplice de ella”, apuntó la parlamentaria.

Lucha contra la corrupción

Los diputados de Nuevas Ideas reafirmaron a la población el compromiso que tienen de combatir la corrupción, sin importar quién la cometa; una acción que, en el pasado, se negaron a hacer los parlamentarios de ARENA y el FMLN.

“Como nueva Asamblea Legislativa, no podemos cometer los errores del pasado, no podemos perpetuar los errores de ARENA y el FMLN. Por eso, desde el primer momento, seguimos exhortando a las autoridades a que investiguen (a García), que se llegue a la verdad y se haga justicia”, aseveró el presidente del Órgano Legislativo.

Los partidos de oposición se han caracterizado por encubrir a los corruptos. En diciembre de 2021, se negaron a eliminarle la inmunidad al diputado del partido tricolor del Parlamento Centroamericano (PARLACEN), Norman Quijano, a quien la FGR acusó de negociar votos con las pandillas cuando fue candidato presidencial en 2014. En mayo de 2020, la bancada arenera ya le había perdonado el desafuero al parlamentario.

En contraste, en febrero de 2022, Nuevas Ideas desaforó a José García y Gerardo Aguilar, integrantes de este partido, luego de que la FGR los acusara de cohecho impropio en perjuicio de la administración pública.

De acuerdo a las investigaciones, los exparlamentarios se habrían reunido con Roy García —representante de un grupo de salvadoreños que residen en el extranjero— quien les habría ofrecido dádivas a cambio de convencer a 20 legisladores de la bancada cyan de abandonar el partido. Esa vez, ningún partido de la oposición votó a favor de desaforarlos.

En el caso de Érick García, la diputada efemelenista Anabel Belloso afirmó que darían sus votos para retirarle la inmunidad al legislador porque él lo solicitó a la Asamblea Legislativa.

“¿Hasta cuándo van a entender que nosotros sí somos diferentes? Esas viejas tácticas de maletines negros, de prebendas, no les van a funcionar por más que insistan. Hoy vamos a demostrar que no somos tapaderas de nadie, porque somos servidores públicos”, enfatizó el jefe de la bancada cyan, Christian Guevara.

El parlamentario señaló que, en dos años, ha habido igual número de intentos fallidos de ciertos grupos para “comprar o extorsionar” a diputados de Nuevas Ideas.

“Vuelven a quedar al descubierto, porque nuestro partido es diferente a los ejemplos del pasado. El 1 de junio, estuvo el Presidente Nayib Bukele diciendo que ese día empezaba la guerra contra la corrupción. Ahora, nos sumamos también declarándole la guerra a la corrupción desde este lugar que fue cloaca de ratas y corruptos durante décadas”, expresó Guevara.

Mientras que el parlamentario Rodrigo Ayala reiteró el compromiso de su partido de combatir la corrupción y envió un mensaje a quienes tienen un cargo público.

“Independientemente de la bandera política que tengan o el color por el que luchen, todos somos sustituibles por el pueblo. Nadie es permanente, aprovechen la oportunidad que tienen para servirle a la población de manera noble”, dijo Ayala.

El legislador agregó que ninguno de sus colegas, por tener fuero, puede hacer lo que quiera.

“A los antiguos parlamentarios que pretenden regresar a esta Asamblea, les digo: este lugar ya no es el mismo que dejaron. A los nuevos aspirantes a ocupar una curul, les digo: esto no es un juego. Aquí estarán bajo la lupa y el escrutinio del pueblo. Estamos para servirle a los salvadoreños. No se desvíen, sigan rectos en el camino”, apuntó el funcionario.

Antecedentes

El 27 de julio pasado, Alejandro Muyshondt, asesor de Seguridad Nacional de la Presidencia de la República, publicó en su cuenta de Twitter unas imágenes de chats que mostraban una conversación que presuntamente tuvo el diputado Érick García con un supuesto narcotraficante. En las imágenes se observaban unos paquetes que parecían droga. Tres días después, el parlamentario publicó un video y comunicado desmintiendo los tuits del funcionario.

El 31 de julio, García acudió a la Fiscalía General para denunciar a Muyshondt, a retó a revelar el nombre del “narcotraficante” y de los interlocutores de la conversación en el chat. El parlamentario también presentó en el Órgano Legislativo una petición para que se le eliminara el fuero, porque eso le permitiría demostrar su inocencia ante las autoridades competentes.

Ese mismo día, el Presidente de la República Nayib Bukele exigió al asesor de seguridad a brindar “los chats sin el nombre borrado” para determinar quién era el aparente narcotraficante.

En respuesta al mandatario, Muyshondt publicó unos audios donde se le escuchaba a él y a García hablando. El primero cuestionaba a al diputado si había firmado “el mutuo” por $90 mil. 

El 9 de agosto, el Presidente Bukele aseguró que Muyshondt divulgó los audios tras conocer que había una investigación en su contra e informó que lo había cesado de su cargo y que había sido capturado.

Simultáneamente, el fiscal Rodolfo Delgado presentó al Órgano Legislativo una solicitud de antejuicio contra el legislador y anunció que había ordenado la detención del asesor de seguridad por favorecer al expresidente Mauricio Funes con información privilegiada sobre el Estado.

El Órgano Legislativo conoció la petición del Ministerio Público. Luego creó y juramentó la Comisión de Antejuicio para desaforar a diputado García, por el delito de falsedad ideológica.

Un día después, la comisión sesionó para iniciar el estudio de la petición fiscal. El 11 de agosto, los defensores de García comparecieron ante los diputados e informaron que, por instrucciones del parlamentario, recurrirían a la figura del allanamiento (tipificado en el artículo 131 del Código Procesal Civil y Mercantil). Es decir, que el parlamentario aceptaba que se le quitara el fuero, con el fin de acelerar el proceso y dar por finalizadas todas las etapas del mismo.

La mesa de trabajo emitió un dictamen favorable para que se desaforara al diputado de la bancada cyan. El 15 de agosto, el presidente de la Asamblea Legislativa convocó a los diputados a una sesión plenaria especial |para tratar como único punto el retiro de la inmunidad del parlamentario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contact Us